Saltar al contenido

Sea un mejor jugador de video con estos consejos útiles

Los videojuegos son una forma maravillosa para que los niños se diviertan, pero a veces los juegos pueden traer peligros ocultos. Algunos juegos ofrecen contenido que no es apropiado para sus edades. Para evitar que tengan en sus manos estos juegos, usted como padre debe intervenir, y el siguiente artículo le mostrará cómo hacerlo.

Conéctese en línea para buscar comentarios sobre un juego antes de comprarlo. Estos comentarios te ayudarán a comprender más sobre el juego y, en última instancia, te ayudarán a determinar si es adecuado para ti. Además, los comentarios de los usuarios pueden ser muy valiosos para ayudarlo a comprender si un juego tiene fallas molestas o no.

Si le preocupa la calificación ESRB y no está seguro de si debe comprar un juego para su familia o no, busque ayuda en Internet. Al revisar las opiniones de los usuarios, deberías poder descubrir por qué un juego recibió una calificación particular. También puede descubrir cosas que la calificación no le dijo, pero que afectarán su decisión.

Controle el tiempo de juego de los videojuegos de su hijo. Los videojuegos son extremadamente divertidos y muy adictivos. Un niño puede verse atrapado en un juego durante horas si no hay supervisión de los padres. Preste atención al tiempo del niño y los descansos forzados y los tiempos máximos de juego para asegurarse de que su hijo aún disfrute del mundo que lo rodea.

No tengas miedo de perder. Es natural querer jugar contra oponentes que están en o por debajo de su nivel de habilidad. Después de todo, ¡no es divertido perder constantemente! Sin embargo, hay una desventaja importante en esta estrategia: no hay incentivos para mejorar. Cuando juegas contra personas que son mejores que tú, aprenderás de tus errores y estarás a su nivel en poco tiempo.

Cambia tus videojuegos cuando termines de jugarlos. Muchos minoristas ofrecen descuentos especiales o crédito para su próxima compra cuando intercambie sus juegos. Puede hacer el próximo juego que desee a un precio bajo cuando haga esto. Después de todo, no necesitas los juegos una vez que los superas.

La paciencia puede ser tu mejor amigo cuando se trata de comprar videojuegos. Aunque la mayoría de los juegos de renombre se lanzan con etiquetas de precios premium, sus costos disminuirán rápidamente con el tiempo. Esperar unos meses puede generarle grandes ahorros. Como una ventaja adicional, a menudo puede elegir mejores versiones (incluido el contenido del paquete de expansión) si espera un poco.

Asegúrate de mirar la clasificación ESRB al comprar juegos para niños. Muchos juegos parecen ser apropiados para los niños debido al nombre y al diseño, pero pueden resultar muy violentos. La calificación es importante, pero solo si descubres qué significa realmente cada calificación.

A veces sale un juego y luego sigue un montón de contenido descargable. Si desea ahorrar su dinero, puede esperar un tiempo. Esto se debe a que puede haber una versión del juego que salga más tarde y que incluya todas estas cosas por un precio más bajo.

¡para un montón de extras que podrías obtener en un disco más adelante!

Las consolas pueden ofrecer una experiencia de juego mucho más segura para sus hijos que las PC. Por lo general, una computadora está conectada a Internet, lo que puede poner a sus hijos en riesgo de tener problemas con otros en línea y ver materiales para los que no están preparados. Sus hijos están más protegidos en una consola dedicada a los juegos.

Si su hijo paga muchos videojuegos, es importante imponer límites. Sin embargo, en esta situación, debe liderar con el ejemplo. No pase todo el día envuelto en su computadora o en otro dispositivo tecnológico, o su hijo pensará que está bien hacerlo con sus juegos. Haga otras cosas también y asegúrese de que su hijo reconozca que usted tiene otros intereses.

Si le preocupa que alguien en su hogar haga demasiado tiempo sedentario de videojuegos, haga que incluyan horas de videojuegos más activas. Ahora existen hardware y títulos en los que los videojuegos pueden practicar diversos deportes, bailar, practicar el equilibrio y la agilidad e incluso entrenar con fuerza. Todos estos hacen una buena actividad en días lluviosos u oscuros.

Mantenga su consola o computadora fresca. Ya sea que juegues en una de las consolas principales o en la computadora de tu casa, el calor es el enemigo de todos los sistemas. Los gráficos complejos en el juego de hoy hacen que las tarjetas de video y los procesadores en los sistemas de juego funcionen a temperaturas muy altas, y cuando este calor se acumula demasiado, puede provocar fallas. Mantenga siempre su sistema en un lugar donde circule aire a su alrededor y nunca cubra los puertos del ventilador.

Mantenga un presupuesto firme durante el transcurso del año en videojuegos. Los videojuegos pueden ser muy caros de comprar, lo que te puede costar miles de dólares si las cosas se salen de control. Intenta elegir algunos juegos y mantente en ellos para reducir tus gastos generales.

Vigile a su hijo cuando esté jugando juegos en línea. Todos los juegos tienen una calificación, pero las interacciones en línea pueden exponer a sus hijos a contenido inapropiado. Ciertos juegos tienen una función de chat, y muchos más permiten la personalización de personajes, ropa y armas. Es importante que se asegure de que su hijo esté seguro cuando juegue en línea.

Conéctese en línea para verificar la calificación ESRB de los videojuegos que compra para sus hijos. Esto le dará un análisis en profundidad de lo que significa cada una de las calificaciones, lo que puede hacer que se sienta cómodo de que sus hijos se encuentren en la posición más segura posible cuando jueguen.

Ahora que ha leído este artículo, es hora de tomar medidas. Usted y usted solo se interponen entre sus hijos y los juegos con contenido inapropiado. Solo recuerde lo que aprendió del artículo anterior y puede mantener a sus hijos alejados de los juegos que nunca fueron diseñados para ellos en primer lugar.

es_ESEspañol
en_USEnglish tr_TRTürkçe hi_INहिन्दी fr_FRFrançais pt_BRPortuguês do Brasil es_ESEspañol